viernes, abril 30, 2010

¡Hasta siempre, JORDI ESTADELLA!

Fotografiado en Pamplona el año pasado

Hacía unos quince años que conocía a Jordi Estadella. Frecuentaba a menudo el restaurante donde trabajaba. Creo pensar que le gustaba la panorámica sobre el Port Vell de Barcelona pero también algunos de mis platos.
Mucho más tarde me pediría que colaborase con su “De Boca en Boca” en COM.Radio de Barcelona.
Empezaba siempre su programa con unos editoriales punzantes y comprometidos. Después hablábamos de nuestras “cosas”. Enric Canut de los productos, Judith Cercós (sommelier en Moments) de los vinos, Pep Munné de las revistas gastronómicas y de los blog, Jordi Anglí presentaba una receta y yo hablaba de mis viajes gastronómicos.
Ayer jueves Carmen Gasull, la redactora de la revista Cuina y brazo derecho de Jordi nos reunió para grabar un último programa sin su director. Queríamos dar una impresión de normalidad.
No creo que salga mañana en antena. Se emitirá probablemente en su lugar un programa especial ya que esta madrugada Jordi se ha ido.
Nos queda en el recuerdo de su portentosa voz que dobló a Groucho Marx , sus finas ironías o sus enfados sarcásticos.
Pero también su enorme desenvoltura a la hora de presentar, sin apenas conocerles, a los cocineros en los congresos de San Sebastián o de Pamplona . Profesionalidad.
Se va sin haber podido realizar el programa de televisión de sus sueños. Un espacio sobre la gastronomía donde se hubieran podido combinar las informaciones, los debates y también el humor de su conductor. Lo fue reclamando toda su vida, aunque fuera por La 2 a las 11h de la noche un domingo…. No se le quiso dar esta oportunidad. A veces me pregunto si la gastronomía se toma mínimamente en serio nuestro país.
“Jordi, ¡un gran petó!”

14 comentarios:

Blogger el pingue ha dicho...

Yo conocí a Jordi Estadella en el congreso de Zaragoza, hace un año o así. Recuerdo que compartimos mesa y me di cuenta que el tipo era de una bonhomía inusual.
Recuerdo su pregunta punzante en aquel congreso. Recuerdo que rápidamente se puso a hablar y no miró nunca por encima a sus compañeros de mesa, la mayoría blogueros.
Una pena, la verdad. Una pena y efectivamente, yo también le pregunté entonces cuándo hacía un programa gastronómico en la tele. Y recuerdo que me dijo que llevaba años pidiéndolo.
Descanse en paz un comunicador irremplazable y un gastrónomo feliz.
Un abrazo Philippe.
Roberto

4/30/2010 10:47 a. m.

 
Anonymous Brillat Savarin ha dicho...

Hacía mucho tiempo que no leía algo escrito con el alma.

Gracias por regalarle estas líneas a alguien tan grande como Jordi.

Descanse en paz y todo mi afecto para los que aquí deja.

eduard

4/30/2010 11:26 a. m.

 
Blogger Philippe Regol ha dicho...

Gracias Eduard.

4/30/2010 11:50 a. m.

 
Anonymous Pau Albornà ha dicho...

Hola Philipe,

Un precioso artículo, hemos publicado también algo en 7caníbales. Contaré una divertida anècdota que me sucedió con Jordi, alguien con el que era muuuuy facil reir:

Hace unos años, yo trabajaba por las noches en el Palau de la Música como camarero, para ganarme un sueldo mientras estudiaba Periodismo. Ése día, se presentaba el nuevo càtering de Sagardi y Jordi era el presentador del acto. Yo nunca había cortado jamón pero el maître me dijo que esa noche me tocaba a mi hacerlo. Yo conocía a Jordi desde la infancia, ya que era un amigo de toda la vida de mi madre, y siempre bromeaba conmigo. Bueno, ya me veis a mi apuradísimo con el jamón, ¡¡cortando tacos en vez de finas lonjas!!, y de repente Jordi, con su querido micro en mano, dice encima del escenario que "los invitados pueden ir a pedir jamón a Pau Albornà ya que es la primera vez que se enfrenta a un jamón". Un servidor, cara roja como un tomate y Jordi mirándome con una carcajada...

Descansa en paz Jordi.

4/30/2010 1:12 p. m.

 
Blogger Philippe Regol ha dicho...

Precioso tu testimonio Pau. Lo hemos hablado esta mañana con Roser. Habrá que hacer una fiesta en su recuerdo. Algo bonito y divertido. Quim Marqués , su gran amigo del Suquet del Almirall también abrá pensado en algo, imagino.... Un abrazo.

4/30/2010 1:20 p. m.

 
Anonymous anna saura ha dicho...

Hola JORDI,gran Jordi!!
Estadella era más que un periodista en gastronómia,era un personaje con un inmenso sentido del humor.Sólo un intelecto sabio,generoso y con gran confianza en lo que sabe y dice puede expresarse a traves de la sutileza que proporciona el humor, reirse,incluso, de uno mismo.
Es una pena no haber podido disfrutar con él de esta oportunidad televisiva que no se le brindó.

Mi primer contacto con Jordi lo tuve como "Tito B diagonal"...era una bala de oxígeno en el mundo asfixiante de la dictadura franquista.Lo admiré por su capacidad de dejarnos sentir entre líneas.Cuando tuve la suerte de conocerlo en persona entendí mucho más....
Hace poquísimo "estaban de novios" Eli y Jordi y aprovecharon para acudir a mi restaurante....Me recomendó el cangrejo veneciano...
Jordi ten por seguro que cuando lo pruebe ya te contaré!!!!!
Hasta siempre
Anna saura

4/30/2010 2:17 p. m.

 
Blogger Caminarsingluten ha dicho...

Gracias Philippe por este artículo escrito con el sentimiento más profundo.

Nosotros, como muchos españoles, conicíamos a Jordi de la televisión, hasta que el año pasado tuvimos la suerte de conocerlo en persona en Navarra Gourmet, con su especial manera de tratar todos los temas gastronómicos.

Pero además, pudimos hablar con el en la puerta del hotel, y sentimos una persona cercana, amigable, saludable. Por eso, sentimos mucho su perdida.

Hasta siempre Jordi. Siempre recordaremos tu sonrisa.

Ana y Víctor.

4/30/2010 5:24 p. m.

 
Blogger Xavier Mas de Xaxas ha dicho...

No sabía que estaba enfermo y esta mañana, al oír la noticia por la radio, después del impacto emocional, he entiendo mucho mejor su gran estatura humana e intelectual. Jordi era una persona que sabía leer muy bien la vida. Lo hacía siempre con un punto de sal, que podía ser irónico, cómico y melancólico. Tenía una de las sonrisas más amplias que he conocido, de gran payaso, de hombre bueno. Se movía despacio, a paso lento, con la espalda recta y la sofisticación de un barón de corte antigua. Sus ojos eran pequeños y brillantes, propios del que siempre está de ida. Su viaje vital, su gran aportación al futuro colectivo, ha sido su pasión por la gastronomía. Con el programa De boca en boca, que dirigía en COM Ràdio, puso en antena una gran universidad que debería haber podido trasladar a la televisión. Que no lo consiguiera demuestra el gran vacío que todavía hay detrás de la exitosa fachada de la cocina de vanguardia. Siempre recordaré los tomates que comimos juntos, con Philippe también, en Pamplona y que luego digerimos paseando hasta el monumento que ilustra este post.

Xavier Mas de Xaxàs

4/30/2010 5:41 p. m.

 
Blogger Philippe Regol ha dicho...

Aun no me he hecho a la idea que ya no está.

4/30/2010 6:22 p. m.

 
Blogger Gourmetdeprovincias ha dicho...

Una auténtica lástima. Pero por lo poco que lo conocí creo que el mejor homenaje que se le puede hacer es una gran fiesta de la gastronomía, como propone Roser Torras. Sé que los que teníais trato cotidiano con él notareis la falta de un amigo, pero todos los demás notaremos la falta de un enamorado de la gastronomía.

Un abrazo a todos sus allegados

4/30/2010 8:21 p. m.

 
Blogger Miquel Jornet ha dicho...

Hola Philippe.

Fui seguidor del De boca en boca durante los dos últimos veranos.

Creo que es una gran pérdida además de para el periodismo para el mundo de la gastronomía.

Era un gran comunicador del tema y creo que tenía muy buen gusto.

Quería comentárselo a alguien que sepa de esta faceta de Jordi para compartirlo... por eso elegí tu blog.

Gracias por tu artículo y homenaje.

5/01/2010 12:42 a. m.

 
Blogger Philippe Regol ha dicho...

Me parece que a su mujer no le apetece mucho la idea de una fiesta.... De momento, lo que mejor parece, sería respetar el duelo.... En fin. Un día triste...

5/01/2010 2:40 a. m.

 
Blogger Philippe Regol ha dicho...

Gracias Miquel.

5/01/2010 2:42 a. m.

 
Anonymous Anónimo ha dicho...

Jordi Estadella -Tito B. Diagonal- lo mismo da fue siempre un amigo entrañable con el que coincidimos en infinidad de ocasiones en esos "pesebres" que ambos tanto odiábamos pero que hace años formaban parte de nuestra actividad profesional porque había que estar. Entretanto fue el exquisito presentador de cuantas grandes fiestas/cenas de gala realizábamos en los años 86/92 en Regine's y posteriormente en Oliver & Hardy con el motivo de presentar las revistas trimestrales que editábamos para los mencionados Clubes. Siempre hacía que estas presentaciones fueran verdaderas "galas" improvisando, sobre la marcha, la inmensa mayoría de cuanto había de decirse.
He seguido sus extraordinarias intervenciones como Tito B. Diagonal y posteriormente con Luis del Olmo en Protagonistas en "el estado de la nación". Genial, improvisador y sinceramente irrepetible en sus cambios de impresiones con otros indiscutibles como TIP y COLL y especialmente con el primero.
Nos vimos y abrazamos como hermanos -así lo indicaba él- hace pocas semanas en Alimentaria y yo desconocía que estaba gravemente enfermo y que no quería prolongar una vida sin sentido si una posible prolongación de su existencia tenía que significar una renuncia total a ser el Jordi que todos conocíamos y queríamos como algo propio.
Su conocimiento de la buena vida y su enorme capacidad para disfrutar y contagiar sus sensaciones han sido "santo y seña" de su carácter.
Descanse en paz un amigo para siempre y mi sincero pésame y un gran abrazo para Elisa.
Juan Robles
Editor

5/01/2010 2:33 p. m.

 

Publicar un comentario en la entrada

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal