domingo, mayo 02, 2010

EL TÉ DE LAS 5 EN EL GROSVENOR HOUSE

Me invitaron a conocer el hotel Grosvenor House de Londres y sobretodo a degustar su té de las cinco, en realidad de las 15h hasta las 18h.
Las habitaciones son realmente muy confortables, y muy agradables las que dan a Hyde Park. Inaugurado en 1929, pero renovado completamente en 2008 antes de su compra por Marriott Hotel, conserva aun todo el encanto glamuroso de un palace inglés. La antigua pista de hielo ha desaparecido para dar sitio a vastos salones de banquetes. La zona del desayuno ha sido ubicada justo miranda hacia el exterior y decorada con un estilo moderno “steak house” con platos en la pizarra, lo que rompe un poco con el resto de la casa.
En cambio el salón donde se toma el té es como se lo imagina uno. Moquetas mullidas, decoración incalificable, maitre obsequioso que nos explica o exalta el nivel , y ¡qué nivel!…,de las pastelerías y un piano que va desgranando melodías de antaño.
Macedonia de fruta y copa de champagne de bienvenida, sandwishes de todos los “sabores”, cremas y mermeladas y un delicioso té con jazmín (carta de té espectacular). Realmente más que una simple merienda o un té. Un derroche. El precio ronda los 32 € (unos 28 libras).
Vista sobre Park Lane. Al fondo, Hyde Park que se vislumbra discretamente.
En cuanto a las habitaciones,(¡hay casi 500!) tienen precios a partir a partir de 280 €/unos 300€. Son precios caros, sólo para los que se lo pueden permitir, pero me parece que se contemplan algún tipo de promociones. En todo caso hay que reconocer que el sitio se lo merece. A 200m se encuentra el restaurante Maze.
Fin de mi agradecido publireportaje.

Grosvenor House
Park Lane
00 44 207 499 63 63

2 comentarios:

Blogger Alejandra Feldman ha dicho...

Me alegra saber, que has tenido una estancia muy dura en Londres, jjajaja.... Conoci el Grosvenor House, hace muchos años, y es increible como los ingleses mantienen sus costumbres, pasen los años que pasen, ya que mi familia y yo, pasamos unos dias alli, y tambien tomamos el
five O'clock tea, en esos mismos salones, seguramente retapizados. Y hoy con dueños nuevos, pero el lugar no deja de ser excepcional.
Gracias por traerme tan buenos recuerdos Phillipe, Un abrazo y hasta pronto.

5/04/2010 1:28 a. m.

 
Blogger Philippe Regol ha dicho...

hola Alejandra. No suelo ir a este tipo de hoteles. No me lo puedo permitir.
En este caso ha sido una experiencia muy divertida...

5/04/2010 1:32 a. m.

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal